Join us on a literary world trip!
Add this book to bookshelf
Grey
Write a new comment Default profile 50px
Grey
Subscribe to read the full book or read the first pages for free!
All characters reduced
Las manos de Orlac - cover

Las manos de Orlac

Maurice Renard

Translator Mauro Armiño

Publisher: Siruela

  • 2
  • 5
  • 0

Summary

Durante su viaje de regreso a París, el mundialmente reconocido pianista Stéphen Orlac sufre un terrible accidente ferroviario en el que pierde su don más preciado: las dos manos. Será el controvertido doctor Cerral ;héroe de los pioneros trasplantes en heridos de la Primera Guerra Mundial; el encargado de practicar una arriesgada cirugía en la que se le injertarán al virtuoso músico las manos de un hombre recién fallecido. Y si bien en un primer momento la operación se revela como todo un éxito, Orlac no tardará en verse dominado por unos extraños y terribles impulsos: esas manos que ahora ocupan el lugar de las suyas están manchadas de sangre, son las de un convicto ejecutado por asesinato...



Rara vez el horror, la ciencia ficción y la novela policiaca se han aliado con tanta fuerza y originalidad como en la inquietante historia que plantea Las manos de Orlac, obra maestra de grand guignol donde resuenan poderosamente los ecos de Poe, Stevenson y H. G. Wells.

Other books that might interest you

  • La reliquia - cover

    La reliquia

    José María Eca de Queiroz

    • 2
    • 14
    • 0
    "La reliquia (1887) es el relato del viaje realizado a Egipto y Tierra Santa por Teodorico Raposo, quien marcha en peregrinaje a la búsqueda de una reliquia como favor hacia su riquísima y beata tía Patrocínio das Neves. El protagonista esconde bajo su supuesta devoción religiosa en realidad una vida disoluta y cínica, con el único deseo de heredar la fortuna de su benefactora. A medida que Queirós describe las peripecias y el carácter de Teodorico, destripa con crítica mordaz y no poca burla la hipocresía de la sociedad portuguesa de su tiempo. Las críticas hacia el conservadurismo, el clericalismo y la intolerancia hicieron de La reliquia una obra desafiante y perturbadora en su época, aunque ha pasado a la historia de la literatura como una de las más brillantes sátiras de todos los tiempos.
    Show book
  • Martín Fierro - cover

    Martín Fierro

    José Hernández

    • 23
    • 167
    • 2
    Sorry, we have no synopsis for this book right now. Sign in to read it on 24symbols.com
    Show book
  • La Feria de las Vanidades - cover

    La Feria de las Vanidades

    William M. Thackeray

    • 7
    • 21
    • 0
    El 15 de junio de 1812 dos jóvenes señoritas, Amelia Sedley y Rebecca Sharp, terminan su educación en la escuela de la señorita Pinkerton en Chiswick Mall y reciben como regalo de despedida un ejemplar del Diccionario de Samuel Johnson. Lo primero que hace Rebecca es tirarlo por la ventanilla del coche que ha ido a recogerlas, para escándalo de su amiga. Y queda así, esbozado desde el primer capítulo, el carácter de ambas heroínas: Amelia (hija de un agente de bolsa), dulce, modosa, conforme con su destino; Rebecca (huérfana de un pintor del Soho y una corista francesa), arisca, con pocos miramientos, nunca conforme con nada. Parece que el destino de esta última, sola en el mundo y sin status ni relaciones, será arriesgarse y engañar –la astucia está de su parte−, y el de su amiga, sobreprotegida y cándida, verse expuesta y engañada. La Feria de las Vanidades (1848) es, como reza su subtítulo, una «novela sin héroe», pero «si esta es una novela sin héroe –dice el narrador−, exijamos que tenga al menos una heroína». Ese mismo narrador, uno de los más espectaculares y divertidos de la historia de la novela universal, parece decantarse por la sufrida Amelia, pero algo nos hace sospechar que sus más íntimas simpatías están con la aventurera Rebecca. Enfrentadas las dos, en todo caso, a los azares de la vida, del amor y de la Historia −el regreso de Napoleón y la batalla de Waterloo−, que afecta, más a que a nadie, a los «no combatientes», ninguna de ellas escapará a la necesidad de sobreponerse a los reveses y a la adversidad. William M. Thackeray, afirmó Charlotte Brontë, «es único. No puedo decir más, no diré más».
    Show book
  • Cuentos rusos y otros textos - cover

    Cuentos rusos y otros textos

    Nadia Smirnova

    • 4
    • 18
    • 0
    En las obras recogidas en este volumen, escritores tan ilustres como Nikolái Gógol, Iván Turguénev, Maxim Gorki y Aleksandr Herzen cuestionan los tópicos de la conexión entre personas, nuestros grandes sueños e ideales, la condición social humana y la posición del individuo frente al destino.
    Los clásicos de la literatura rusa constituyen una corriente autóctona de las letras universales gracias a la grandeza del espíritu que origina en ellos la necesidad de hablar de los sentimientos más profundos, de los temas más sustanciales en la experiencia de la vida humana. El crítico francés Jules Lemaître dejó dicho que el encanto de los escritores rusos consiste en una modificación y un enriquecimiento de nuestra propia literatura en el contexto de una mentalidad ajena: "Nos abren nuestros propios pensamientos al repensarlos". Así, a la vez que la literatura rusa se caracteriza por una expresividad de alcance universal, su unicidad aporta una nueva perspectiva frente a la existencia, cuya actualidad se renueva en todo momento. ¿A qué acudir en los oscuros momentos de desolación? ¿Cómo no sucumbir ante la desesperanza que a uno le invade frente a sí mismo y frente a la sociedad? ¿Pueden el arte, el amor o la amistad proporcionar un apoyo y devolver la fe en el futuro?
    Show book
  • Armadale - cover

    Armadale

    Wilkie Collins

    • 2
    • 6
    • 0
    El viejo Allan Armadale, plantador de las Antillas, confiesa por escrito en su lecho de muerte un horrible secreto que solo debe conocer su hijo cuando cumpla la mayoría de edad. Veinte años después, este hijo mulato se hace llamar Ozias Midwinter, es melancólico y, después de una vida atribulada y sin afecto, encuentra por fin un amigo: un joven impulsivo y cordial, amante del mar y libre de preocupaciones, que hereda inesperadamente una gran fortuna. Pero la revelación del secreto causa un enorme sufrimiento, complicado por la intervención de una hermosa pelirroja de oscuro pasado, la señorita Lydia Gwilt, que, con sus maquinaciones y falta de escrúpulos, está dispuesta a sembrar el caos por allí donde pasa: «He demostrado ­­–se jacta en una ocasión­– que yo no soy yo». Antítesis de la redimible «mujer caída» victoriana, rebelde a toda sumisión, azote de la respetabilidad y el sentimentalismo, este personaje es sin duda una de las mayores creaciones de Wilkie Collins y el motor de una endiablada trama de codicia, acoso, suplantación y asesinato.
    
    De la ciudad balneario de Wildbad a la agreste isla de Man, de Madeira al laberíntico Londres, de los lagos de Norfolk a la soleada Nápoles, "Armadale" (1864-1866), que aquí presentamos en traducción de José C. Vales, va de lo onírico a lo real, de lo patético a lo cómico sin conceder apenas un respiro al lector. El mero nombre de Armadale, signo de legitimidad, herencia y poder, es también como una palabra mágica, a veces una maldición y otras un encanto. «Como todas las novelas de Collins  ­–dijo T. S. Eliot–, tiene el inmenso (y cada día más raro) mérito de no ser nunca aburrida.»
    Show book
  • Hijas y esposas - cover

    Hijas y esposas

    Elizabeth Gaskell

    • 7
    • 29
    • 0
    El señor Gibson, viudo, médico de la pequeña localidad de Hollingford, es de los que opinan que «el mundo iría aceptablemente bien sin mujeres». Sin embargo, siempre pendiente de sus pacientes, apenas es capaz de cuidar de su casa y de su hija, a quien empiezan a rondar ya los primeros pretendientes. Pese a todos sus resquemores, decide buscar una mujer con el fin de que gobierne su caos doméstico y cumplir como una madre vigilante para su hija; y contrae segundas nupcias con una maestra de escuela cuarentona, madre a su vez de una muchacha bellísima. La pragmática elección del señor Gibson tendrá, previsible e irónicamente, sus reveses, y la nueva familia no será ajena a una conflictiva trama de secretos, pretensiones, desavenencias e intrigas, en la que los amores y decepciones juveniles, así como los compromisos precipitados, pondrán en peligro muy a menudo el orden deseado. 
     
    Hijas y esposas (1864-1866) recuerda a Emma de Jane Austen y anticipa Middlemarch de George Eliot. Aunando el estudio de carácter con el retrato de una comunidad, la última novela de Elizabeth Gaskell es aguda en la observación social, magistral en el tratamiento de los pequeños incidentes, y sorprendente en la creación de sus heroínas. Una de ellas, la inolvidable Cynthia, que no puede evitar atraer a los hombres y se declara «no malvada, pero tampoco virtuosa», constituye una novedosa y casi subversiva aportación a la rígida moralidad de los prototipos femeninos victorianos.
    Show book